Usuarios de Huawei no podrán hacer actualizaciones de software

Foto cortesía

(A Todo Momento) — La decisión de Google de romper con Huawei abre el interrogante de qué va a ocurrir con los usuarios de dispositivos de la firma china. Luego de que la empresa Google suspendiera negocios con la empresa tecnológica Huawei que requieran la transferencia de productos de hardware y software, a excepción los cubiertos por licencias de código abierto, los usuarios podrán acceder a la PlayStore y descargar aplicaciones pero no podrán actualizar el sistema operativo Android.

Según publica El País, de España, esto implicaría un grave problema de seguridad, además de que no podrán acceder a nuevas actualizaciones ni corregir errores de funcionamiento. Sin embargo, podrán tener acceso a aplicaciones de Google como el servicio de correo electrónico Gmail, Google Maps y Google Translate.

Lea también: Rusia aprueba ley que desconecta al internet de red mundial

Google ha suspendido los negocios con Huawei que requieran la transferencia de productos de hardware y software, excepto los cubiertos por licencias de código abierto, según señaló este domingo la agencia Reuters citando a una fuente cercana al conflicto comercial. La compañía ha explicado este lunes que los actuales usuarios de Huawei podrán seguir descargando apps en Google Play. “Estamos cumpliendo con la norma y analizando las implicaciones. Para los usuarios de nuestros servicios, Google Play y las medidas de seguridad de Google Play Protect continuarán funcionando en los dispositivos Huawei existentes”, ha afirmado Google en un comunicado.

Los usuarios de Huawei podrán seguir utilizando aplicaciones de Google como Gmail, Google Translate o Google Maps. Pero no van a poder actualizar el sistema operativo. Éste es el programa (software) que controla el teléfono móvil. Es primordial para el funcionamiento del terminal, ya que sin él, no sería posible utilizar las aplicaciones ni las funciones del smartphone.

Lea también: Revelan histórica primera imagen de un agujero negro

“Las actualizaciones de productos, y sobre todo de sistemas operativos, hacen dos cosas: incorporar nuevas funcionalidades y corregir todos los errores que se detectan”, explica Juan Pablo Peñarrubia, presidente del Consejo General de Colegios Profesionales de Ingeniería Informática de España. El veto de Google “tiene importantes repercusiones para un proveedor importante como Huawei” que, además de teléfonos móviles, fabrica productos de todo tipo —por ejemplo, tabletas— que utilizan el sistema operativo.

Pese a que el propietario del sistema operativo es Google, Huawei podría desarrollar actualizaciones por su cuenta. “Huawei podría ofrecer actualizaciones de Android de seguridad cuando estén disponibles como código abierto. Pero esto te obliga a esperar bastante tiempo para disponer de la actualización”, explican fuentes de Google. Además, según Peñarrubia, “hacer una actualización sobre un producto que no es tuyo es difícil”. Por ello, destaca que la compañía tendrá que plantearse si desarrollar un sistema propio o usar otro existente.

Lea también: Enormes ríos fluyeron por Marte hace miles de millones de años

El veto de Google a Huawei afectará sobre todo a los usuarios que adquieran un terminal de Huawei a partir de ahora, ya que además de no poder actualizar el sistema operativo, tampoco tendrán acceso a la tienda de aplicaciones de Google.

Respuesta de Huawei

Huawei ha comunicado este lunes que “continuará aportando actualizaciones de seguridad a los modelos existentes de Huawei y Honor, así como a las tabletas, incluyendo aquellos ya vendidos y los que se encuentran en stock en el mundo”.

“Continuaremos construyendo un ecosistema de programación seguro y sostenible para aportar la mejor experiencia a nuestros usuarios”, ha afirmado la compañía en un comunicado.

Huawei lamenta la decisión de Google tras destacar sus “contribuciones sustanciales” al desarrollo y crecimiento de Android en el mundo. “Como uno de los socios clave de Android, hemos trabajado estrechamente con su plataforma para desarrollar un ecosistema que ha beneficiado a usuarios e industria”, asegura la empresa china.

Lea también: Meteorito explotó en el Pacífico y nadie se dio cuenta

Consecuencias prácticas

Las consecuencias prácticas de este boicot pueden afectar a millones de usuarios de todo el mundo.

Adiós a Android. Si eres propietario de un móvil Huawei u Honor (su segunda marca), este podrá seguir funcionando perfectamente. Google ha asegurado que seguirá dando acceso a las actuales actualizaciones de seguridad de las apps. Peor lo tendrán los que se vayan a comprar un nuevo modelo, ya que no tendrán acceso a las nuevas versiones de Android. Como ocurre con Windows en los PC, el sistema operativo Android es el que gobierna todo el teléfono, desde las apps a las funcionalidades de inteligencia artificial o la cámara. Así que pronto los móviles de la marca china se quedarán obsoletos frente a sus competidores.

¿las apps de Google Play Store? ¿Qué pasará con las aplicaciones más usadas como Whatsapp, YouTube o Google Maps? Los nuevos terminales de Huawei, al no disponer de la última versión de Android se quedarían sin las nuevas apps que se desarrollen para el sistema operativo. Así que deberían convencer a los desarrolladores y a sus financiadores para que emplearan su tiempo y dinero en realizar apps para el sistema operativo nativo. Google Play seguirá ofreciendo aplicaciones a los actuales dueños de terminales pero hay que recordar que estas se actualizan paralelamente a las nuevas versiones de Android e iOS, y que llega un momento en el que los desarrolladores dejan de actualizarlas para las antiguas versiones. Es lo que ha ocurrido con WhatsApp, que ya no se puede usar, por ejemplo, en las versiones de los Nokia con Windows Mobile.

Con información de El País 

Escribe tu opinión