Presidente de Cuba apoya incluir matrimonio igualitario en nueva Constitución

(A Todo Momento) — El régimen cubano se está abriendo a la homosexualidad, algo impensable hace décadas cuando se acostumbraba a perseguir e imponer trabajos forzosos a los gays para “recuperarse”. Ahora, la nación caribeña está a las puertas de permitir el matrimonio igualitario, publica universogay.

“Reconocer al matrimonio entre personas, sin limitaciones, responde a un problema de eliminar cualquier tipo de discriminación en la sociedad”, dijo en entrevista a Telesur el presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel.

“El país ha ido cambiando, las concepciones también van cambiando, el país evoluciona. No estamos en una burbuja y vamos viviendo realidades (…) En estos años que hemos vivido hay una evolución tremenda en el pensamiento, se han roto muchos tabúes que antes eran cosas muy establecidas y hay una juventud que empuja mucho”, aseveró el mandatario, quien ha manifestado públicamente su apoyo al artículo 68 del nuevo texto constitucional.

El mencionado artículo, que ha centrado la atención de los ojos del mundo en Cuba, establece el matrimonio como “la unión voluntaria consensuada entre dos personas”, sin especificar sexo. Como era de esperarse esta medida ha provocado posturas a favor y en contra. La iglesia católica y la evangélica se han unido para promover el rechazo a los derechos del colectivo LGBT+.

Lea también: Aumentan en un 10,6% las bodas homosexuales en País Vasco

La nueva Carta Magna -que se debate actualmente en todo el país y que se votará en febrero de 2019- reemplazará a la de 1976. Además del artículo 68 que abre las puertas al matrimonio igualitario, también está el inciso 40 que establece igualdad y no discriminación por razón de género u orientación sexual.

Manuel Vázquez, subdirector del Centro Nacional de Educación Sexual (Cenesex), indicó a la prensa que “con la nueva Constitución, toda la población ganará en derechos, no solo los homosexuales. El 68, y el 40, que es su fundamento, nos permitirá avanzar hacia una sociedad más diversa. No se trata solamente de celebrar nuestro orgullo, sino de reivindicar nuestras vivencias como una forma legítima y legal en el seno de una sociedad más inclusiva”.

El Cenesex es una institución presidida por Mariela Castro Espín, hija del expresidente Raúl Castro, una de las principales defensoras de los derechos de las personas LGBT+ en la isla.

Escribe tu opinión