Goldman Sachs cobra 90 millones de dólares por bonos venezolanos

(A Todo Momento) — El grupo bancario Goldman Sachs cobró recientemente 90 millones de dólares por los polémicos bonos de la compañía estatal Petróleos de Venezuela (Pdvsa),  que compró en mayo de 2017 en unos 2.800 millones de dólares, pese a los impagos del Gobierno venezolano, informó The Wall Street Journal (WSJ). Reseñó EFE.

El año pasado, el departamento de gestión de activos del banco compró los papeles a 31 centavos por dólar, o un total de 865 millones, una procedimiento criticado por los opositores a Nicolás Maduro, aunque la firma señaló que no interactuó directamente con el Gobierno venezolano.

Al comprárselos al Banco Central de Venezuela (BCV), Goldman Sachs suministró dinero precisamente en un momento en que se producían protestas que resultaron violentas en ocasiones y dejaron decenas de muertos y cientos de heridos.

Lea también: El País: Refinerías en Venezuela cerca del colapso

WSJ señala que el pago parcial por 90 millones de dólares se hizo en noviembre pero había quedado retenido por la cámara de compensación que procesa esas operaciones por las sospechas de que podría violar las sanciones que le impuso Estados Unidos al país.

En agosto del año pasado, la Administración de Donald Trump impuso sanciones financieras a Venezuela y prohibió las “negociaciones en deuda nueva y capital emitidas por el Gobierno de Venezuela y Pdvsa”, así como de ciertos bonos en manos del sector público del país, y el pago de dividendos.

En los últimos meses, Washington ha anunciado otras medidas que afectan a altos cargos, exmilitares, inclusive, al “Petro”, la criptomoneda puesta en circulación por Venezuela.

Esos bonos, emitidos al mercado por Pdvsa en 2014 y con vencimiento en 2022, se han negociado con poca frecuencia desde la transacción, y con gran descuento, ante el rechazo de algunas firmas a ponerles un precio y de los inversores a comprarlos, según un estudio realizado por la Universidad de Duke, en marzo.

Venezuela, incitada por una crisis económica y humanitaria, dejó de pagar a sus tenedores de deuda a finales del año pasado, en el mes de noviembre, de acuerdo con información del banco central obtenida por la firma de inversión Caracas Capital Markets, cita el WSJ.

Lea también: El País: Refinerías en Venezuela cerca del colapso

Escribe tu opinión