Estados Unidos rechazó acuerdos entre grupo de políticos y el régimen, “las sanciones no serán levantadas”

(A Todo Momento) — El Departamento de Estado de Estados Unidos desestimó este martes los acuerdos firmados por un grupo minoritario de opositores y el régimen de Nicolás Maduro y reiteró su apoyo al presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, y a la Asamblea Nacional (AN).

En un comunicado, el Gobierno estadounidense ratificó su posición de no levantar las sanciones hasta que Nicolás Maduro se haya ido del poder.

De igual manera, la Casa Blanca saludó la activación del Tratado Interamericano de Asistencia Recíproca (TIAR) materializada en la Organización de Estados Americanos (OEA) la semana pasada.

“Esperamos reunirnos con socios regionales para discutir las opciones económicas y políticas multilaterales que podemos emplear para la amenaza a la seguridad de la región que representa Maduro”, se lee en la nota difundida.

Comunicado completo: 

La suspensión de las conversaciones patrocinadas por Noruega entre el gobierno interino de Venezuela y el antiguo régimen de Maduro refleja la negativa del régimen a negociar de buena fe. Una vez más, el régimen ve las negociaciones como una táctica dilatoria y ha subvertido los esfuerzos de buena fe para encontrar una solución política pacífica.

El antiguo régimen de Maduro ha saboteado las negociaciones organizadas por Noruega, negándose a comprometerse seriamente en el retorno a la democracia en Venezuela. Ahora ha anunciado un plan diseñado para sabotear la Asamblea Nacional, la última institución democrática que queda en Venezuela. Maduro y sus compinches atrajeron a un pequeño grupo marginal de políticos a participar en las “llamadas conversaciones” y los tergiversaron como si hablaran por la oposición democrática. Estados Unidos continúa apoyando a Juan Guaidó, el presidente de la Asamblea Nacional y el legítimo presidente interino de Venezuela. Cualquier negociación seria debe ser entre el antiguo régimen y el presidente interino Guaido. Como hemos dicho repetidamente, las sanciones de Estados Unidos no se levantarán hasta que Maduro se haya ido.

Mientras las negociaciones de Oslo estaban en curso, el antiguo régimen revocó ilegalmente las inmunidades parlamentarias de más de dos docenas de miembros de la Asamblea Nacional elegidos democráticamente. El antiguo régimen también continuó torturando y asesinando a opositores, incluido el oficial naval Acosta Arévalo.

Estados Unidos elogia al gobierno interino por participar en un esfuerzo de buena fe en nombre del pueblo venezolano y presentarse constantemente a la mesa con propuestas serias a pesar de los agresivos ataques contra ellos. Su compromiso con el pueblo de Venezuela es claro. Estados Unidos continúa apoyando al presidente interino, Juan Guaidó, a la Asamblea Nacional y al pueblo venezolano mientras buscan restaurar la democracia en su país.

Con este fin, Estados Unidos y nuestros socios han invocado el Tratado TIAR / Río, que facilita más acciones colectivas para enfrentar la amenaza que representaba el antiguo régimen de Nicolás Maduro para el pueblo venezolano y para la región. Esperamos reunirnos con socios regionales para discutir las opciones económicas y políticas multilaterales que podemos emplear para la amenaza a la seguridad de la región que representa Maduro.

Escribe tu opinión