#25 años de la desaparición física de Freddie Mercury

(A Todo Momento – El País) — Un 5 de septiembre como hoy, nace el líder de la banda británica ”Queen”; Freddy Mercury, el mismo cantante fue quien decidió el nombre de la banda que tuvo muchísimo éxito en todo el Reino Unido. Además; del logotipo, otra de las señas de identidad de Queen, fue también una creación del vocalista, que dejó patentes sus dotes como imaginativo diseñador.

Imagen relacionada

La imagen presentaba los cuatro signos del zodíaco de los miembros de la banda (dos leones por Roger y John; los dos leos del grupo, el cangrejo por el signo cáncer de Brian May y las ninfas que identificaban el signo virgo de Freddie); alrededor de una gigantesca Q y, sobre todo ello, el ave fénix; que saludaba el nacimiento del grupo de las cenizas de otras formaciones. También desde el primer momento fue Freddie el impulsor de la imagen visual de la formación, con su personalísima puesta en escena y su inconfundible vestuario. El resto pertenece a la historia de Queen.

El 12 de julio de 1986 en el estadio de Wembley, de Londres. La banda realizó un concierto que  pasaría a la historia de la música y de la cultura popular: el mundo dejó de girar durante tres horas y toda una generación asociaría para siempre al líder de Queen con esa chaqueta amarilla, ese mostacho y ese éxtasis musical casi religioso.

Lo mas fascinante del espectáculo es que el mismo cantante se da cuenta que está haciendo historia, él se da cuenta de ello; apenas le  bastó con una improvisación de tan solo 2 minutos. Hoy; más de 30 años después y en el 25º aniversario de su muerte, esa aparentemente intrascendente improvisación condensa todo lo que convirtió a Freddie Mercury en una leyenda.

Lea También: (+Fotos) Mansiones de los protagonistas de “Game of Thrones”

“No puedo llegar tan alto, vamos a bajar otra vez”; reconoce el cantante en el vídeo. Pero enseguida vuelve a elevar su voz con una magnitud que no cabía en Wembley. A pesar de que el rango vocal de Mercury llegaba a la estratosfera como pocos cantantes masculinos han logrado; daba la sensación de que su vigor no nacía de la técnica, sino de las entrañas. El público respondió entusiasmado a sus gorgoritos, porque Freddie se lo estaba tomando tan en serio como si se tratase de la última canción de su vida.

El 23 de noviembre de 1991, Freddie Mercury hizo publica su enfermedad, reconoció que  tenía sida; ademas aseguró  que, como había hecho casi siempre durante su carrera, continuaría con su política de «no dar entrevistas». Pero al cantante no le dio tiempo porque murió al día siguiente.

Vía El País 

 

Escribe tu opinión